A los 80 Fotos con frases Martes Santo: Frases de semana santa para reflexionar

Martes Santo: Frases de semana santa para reflexionar

212


martes santo frases

Martes Santo: Frases de semana santa para reflexionar. Encuentra las mejores frases de martes santo y mensajes para reflexionar en semana santa. La Semana Santa es la conmemoración cristiana anual de la Pasión de Cristo, es decir, de la entrada a Jerusalén, la última cena, el viacrucis, la muerte y resurrección de Jesús de Nazaret. Jesús de Nazaret, también llamado Cristo, Jesucristo o simplemente Jesús (provincia de Judea, Imperio romano; ca. 4 a. C.-Jerusalén, Imperio romano; 30-33 d. C.), fue un predicador y líder religioso judío del siglo i. Es la figura central del cristianismo y una de las más influyentes de la historia. Según el cristianismo, Jesús de Nazaret es el Cristo (el Mesías), Hijo de Dios hecho hombre (según el Evangelio de Mateo), concebido por el Espíritu Santo y nacido de la virgen María.

Mensajes Semana Santa

Trata que sea con Dios la última conversación que tengas en el día y tendrás una noche feliz.

Abre hoy las puertas de tu corazón y tu hagas para dejar pasar al Espíritu Santo.

Que Dios bendiga a toda tu familia en esta Semana de reflexión.

Cuando te encuentres en una situación aparentemente imposible, recuerda que lo que es imposible para los hombres, es posible para Dios.

Piensa que estas en los brazos del Señor, tanto más fuertemente agarrado, cuando triste te sientes. Esa es tu salvación.

No pienses que leíste esto por casualidad. Dios hizo que llegara a ti. Dios te quiere. Dios está contigo.

Cuando Dios cierra una puerta nadie la abre y cuando Dios abre una puerta nadie la cierra.

Quien no conoce lo bueno, tampoco lo extraña. Quien no ha conocido el amor se ha perdido lo mejor que nos ha dado Dios.

Jesús está en la cruz por nuestros pecados en esta fecha recordemos ese acto de fe que nos regaló.

La Paz que nos regala la semana Santa la debemos devolver con frutos de amor.

El hombre que se atreve a ir a donde otros retroceden, se encontrará muchas veces caminando solo, pero siempre con Dios!